Corrección fraterna

Señor, no nos dejes caer en el “ojo por ojo” o en el “diente por diente”;
no permitas que me deje llevar por la rabia o por los deseos de venganza.
Ayúdame a seguir amando a quién se equivoca, a quien me hace daño;
Dame sabiduría para convertir el dolor en compasión afectiva y efectiva.

Enséñame a rezar por las personas que me han herido con sus palabras y obras;
a corregir sin humillar, por amor, con delicadeza, buscando el bien del otro.

Dame amor para no criticar a la espalda, para corregir a la cara, a solas.
Si no me hace caso, que no me dé por vencido y busque la ayuda de otras personas y de la comunidad.
Y si, ni aún así, no se corrige, dame la paz del que hace todo lo posible para solucionar un problema.

Señor, dame amor para corregir a quien se equivoca
y mucha humildad para dejarme corregir cuando yo mismo me equivoco.

Admin
Admin

Latest posts by Admin (see all)

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *